15 may. 2012

Sisí

Siempre vivo cuando sonríes, cuando el Sol no descansa y las nubes no lloran. Pienso... si alguna vez el calor será capaz de no pedir vacaciones al viento. Si llegará antes de que pierda el tres el momento en que la balanza al fin se equilibre y no haya curvas ni ningún andén. Si juntos conoceremos el fin del mundo o puede que coincidamos, vestidos de conocidos extraños, empuñando un café.


Y si mañana, y si algún día, y si entonces...El si es sí y es ahora... O cuando puedas. 
Te espero en el andén de siempre. 
Para que me reconozcas, iré vestida con la sonrisa de a veces, pero con las ganas indelebles.

1 comentario:

  1. Y si entonces fuera el siempre, y el mañana que duerme en el andén el nicho de esa sonrisa que espera, y las ganas escritas, y las otras leídas...
    Muy buenas letras Cristina.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar